"Celebramos agradecidas los logros cotidianos de muchos hermanos y hermanas que se han adelantado en la búsqueda de otro mundo posible. Junto con ellos y ellas, fortalecidas por el Espíritu, queremos seguir buscando el rostro de Dios en nuestra historia" (Religiosas del Sagrado Corazón de Jesús. Capítulo 2008)

lunes, 10 de julio de 2017

Testimonios de Religiosas del Sagrado Corazón de Jesús

Vivo con mucho gozo interior esta aventura de ir siendo Religiosa del Sagrado Corazón de Jesús, aventura que empezó a los 18 años y ahora tengo 75. Me siento viviendo y caminando dentro de un gran Corazón Abierto, en el que viven y caminan personas del mundo entero, en busca de su auténtico Yo, en busca de Dios, y donde también sufren y caminan tantísimas personas huyendo del horror o de la pobreza.  Me siento parte de una comunidad –familia internacional del Sagrado Corazón donde otras hermanas más jóvenes caminan y acompañan a muchas personas en sus diferentes países y culturas.
Agradezco  la gracia de ser llamada por vocación a ir siendo UNO con ese Corazón y poder así reflejarle. El desafío de cada día está en orar, en estar atenta, en escuchar, en entregarme a la persona y al momento presente desde Su amor derramado en mí y celebrado en la Eucaristía.
La vida en comunidad con otras rscj, el ayudar a otros a encontrarse con Jesús en la oración y en la vida diaria, el acercarme a menudo a nuestras hermanas aún mayores que yo,  me ayuda a empezar de nuevo cada día, confiada en El que me sigue dando vida con otras y para otros.

                                                                                                                                   Mariasun Escauriaza rscj

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog